El próximo domingo, 28 de abril, se celebra el Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo, que este año está dedicado a las consecuencias del cambio climático.

Este año se centrará en explorar las repercusiones del cambio climático en la seguridad y la salud en el trabajo. Los patrones climáticos cambiantes tienen notables repercusiones en el mundo del trabajo, afectando en particular a la seguridad y la salud de los trabajadores y trabajadoras.

Algunos ejemplos de riesgos laborales exacerbados por el cambio climático son el estrés térmico, la radiación UV, la contaminación atmosférica, los accidentes industriales graves, los fenómenos meteorológicos extremos, el aumento de las enfermedades transmitidas por vectores y la mayor exposición a los productos agroquímicos. Estos, pueden afectar tanto a nuestra salud física como nuestro bienestar emocional.

La OIT ha publicado un informe titulado «Garantizar la seguridad y la salud en el trabajo en un clima cambiante«, que revela nuevos datos alarmantes sobre el impacto del cambio climático en la seguridad y la salud de los y las profesionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *